El peleador peruano Humberto Bandenay se proclamó campeón de la tercera edición de la Copa Combate.

En el combate final, Bandenay venció por decisión unánime de los jueces al estadounidense Erick Gonzalez al termino del tercer asalto.

De esta manera, el peleador local se colocó como el primer contendiente al título de peso ligero que actualmente tiene el mexicano Rafa Garcia.

El camino hacia la final no fue fácil para ninguno de los dos. Bandenay, en cuartos de final, venció al colombiano Hugo Prada por decisión unánime. Ya en la semifinal, acabó con el mexicano José Luis Verdugo por TKO en el segundo asalto.

Gonzalez, por su parte, superó al español Yoel Jimenez en cuartos de final y en la semifinal venció al peruano Milko Tucto por decisión.